Soberania alimentaria

La alimentación es un derecho

El hambre y la escasez de alimentos es una realidad que afecta a más de 795 millones de personas en el mundo y debe ser abordado de forma transversal y multisectorial, prestando especial atención a los sistemas de producción y distribución de los alimentos.

La soberanía alimentaria es el derecho de los pueblos a controlar sus propias semillas, tierras, agua y la producción de alimentos, garantizando el acceso a los alimentos, a través de una producción local, autónoma (participativa, comunitaria y compartida) y culturalmente apropiada. Esta producción debe estar en armonía y complementación con el planeta y promover el acceso de los pueblos a alimentos suficientes, variados y nutritivos, profundizando en la producción propia de cada nación y pueblo.

¿Qué hacemos?

En Nutrición Sin Fronteras entendemos que para hacer realidad el derecho a la alimentación debe asegurarse un sistema alimentario donde la soberanía alimentaria esté garantizada. Para garantizar la seguridad alimentaria, entendida como la disponibilidad, el acceso y el consumo de alimentos sanos, seguros y nutritivos, debemos abordar también la cuestión de quiénes y cómo se producen los alimentos. Además la soberanía alimentaria nos permite tratar el derecho a la alimentación desde un enfoque integral.

Nuestros proyectos buscan erradicar la malnutrición en el mundo teniendo en cuenta los procesos de producción y el acceso de las personas a los alimentos. Para la consecución de los fines misionales se realizan las siguientes acciones:

  • Evaluación del estado de seguridad alimentaria.

  • Promoción de actividades agrícolas comunitarias.

  • Capacitación y asistencia técnica en actividades agrícolas.

  • Formación y capacitación en temas alimentarios.

Algunos resultados

Nuestros proyectos